10 abril 2014

TEST YN560-II

Os presento un flash manual con número guía 58,  zoom, ajustes de potencia en pasos de 1/3, opción de pitido cuando esté listo, entrada de batería externa (Canon), puerto PC, modo de bajo consumo, modo multi estroboscópico, célula esclava, difusor y reflector. Si a todo esto le añadimos un precio inferior a 80€ yo diría que el YN560-II es un pequeño chollo.

Durante el test de este flash me resulta imposible no referirme a la gama alta de flashes Speedlite de Canon, no sólo porque los últimos años he estado usando uno (el 580EX) sino porque los propios fabricantes del YN-560-II se han basado en el diseño de Canon para realizar el suyo propio. Desde la forma hasta las letras recuerdan al producto japonés. Incluso cuando se lo dejas a alguien y quiere mover el cabezal, lo primero que hace es apretar el botón que libera el movimiento, como lo haría con el Canon, solo que aquí ese botón sólo está en apariencia. No hace falta apretarlo para moverlo tanto en horizontal como en vertical y tampoco se le echa de menos. Las similitudes continúan con el difusor y el reflector. Son tan parecidos que vistos de frente, es difícil distinguir cual es cual.


La única diferencia evidente es la falta de TTL.


Como fotógrafo de prensa, últimamente muy dedicado al retrato rápido el YN560-II  me sirve perfectamente como flash principal. Desde que se pueden publicar fotos con sensibilidades superiores a 2000 ISO sin problema, el TTL y en realidad el flash en cámara han pasado a mejor vida dejando paso al flash remoto para usarlo en posados. Acabaron las lluvias de flashazos en ruedas de prensa, ahora la luz artificial la usamos para modelar y crear escenas. Para ese uso, tenemos un flash perfecto.

Probablemente el plato fuerte del YN560-II sea la velocidad del reciclaje. Mejor que explicarlo, es verlo en vídeo. Recordemos que el precio del Canon es más de 7 veces superior, 550€ frente a 75€.






Veamos algunos resultados reales:

Flash rebotado a techo con potencia suficiente para igualar luz externa (fondo oscurecido posteriormente)

Otra imagen de terraza con luz rebotada en techo.

Flash de contra directa en situación de mucha luminosidad. La luz de contra en el hombro izquierdo del modelo es del sol y la de su lateral derecho del YN560-II.


El flash YN560-II ha sido cedido por foto321.com

Imágenes ©Guillermo Sanz gsanz.pro

17 mayo 2012

La foto es la excepción

Tengo unas preguntas para los directores de periódicos online.

Partimos de la base de que esto de los medios consiste informar, y que para comunicar de una forma efectiva hay que hacerlo de manera que al lector le llegue el mensaje de un modo comprensivo, sin faltas de ortografía, con un diseño que también comunique, etc. ¿Por qué no podemos hacer lo mismo con las imágenes? ¿Por qué valen fotografías borrosas, movidas, mal expuestas, que son manchas oscuras sin ningún criterio estético? ¿Por qué hay que esforzarse en colocar esa mancha teniendo un fotógrafo que seguro que ha tomado docenas de imágenes más que dignas?

captura de elpais.com

También me pregunto cuántos de los periodistas que se apuntan al #gratisnotrabajo o contra el intrusismo laboral, hacen de la foto la excepción.

11 abril 2011

24 febrero 2011

Cowboy de pata negra

Bases abusivas del banco HSBC

No tienen bastante con ser un banco sino que quieren fotos gratis a cambio e la oportunidad de obtener uno de los premios. Les he mandado un mail a concursodefotografiahsbc@verticalmarketing.es y me gustaría que todo el mundo lo haga a ver si de una vez los listos de turno quedan como lo que son.

Hola, estaba leyendo las bases del concurso, concretamente esta parte:

"El banco firmará un contrato tanto con los premiados como con aquellos candidatos cuyas fotografías hayan sido seleccionadas para el libro conmemorativo, en virtud del cual estos ceden de forma gratuita todos los derechos de autor sobre los trabajos a HSBC Bank Plc Sucursal en España para la libre utilización de los mismos por parte del banco tanto en los actos y eventos relacionados con el Concurso de Fotografía HSBC
“30 años de historia en España” como en su página web y el libro que se realizará con las fotos seleccionadas."

Me parece escandaloso que pretendan obtener imágenes de manera gratuita para su acto promocional por lo que les sugiero que modifiquen dichas bases por ser claramente abusivas.


Atentamente



Bases: http://www.hsbc.es/1/2/esp/es/corporate/why-hsbc/current-campaigns/photography-competition

14 julio 2010

Otra vez la ética

En el Encuentro Internacional de Foto y Periodismo de Gijón, hoy Emilio Morenatti ha puesto el dedo en la llaga: la ética. Nos ha dejado perlas como esta:“He llegado a España y me he encontrado con un ‘borreguismo’ desde el punto de vista fotográfico verdaderamente preocupante por el ‘vale todo’. Monto la foto porque mi periódico me lo está pidiendo, provoco ciertas situaciones e incluso estoy mintiendo”.



Ayer mismo conocí a Morenatti en el aeropuerto de Barajas cubriendo la llegada y declaraciones de los ya ex presos cubanos. Fue una rueda de prensa tras la que el fotógrafo dijo sorprendido: "Ha sido patético, no sabía que aquí los fotógrafos le decían a los fotografiados qué hacer" en vez de simplemente observar y hacer la foto. "Hasta he visto a [...] cogerle la mano a un cubano y colocársela con el signo de victoria delante del objetivo". El nombre lo omito aunque no sé muy bien por qué, pero podrían ser muchos. Es doloroso ver trabajando a compañeros, a veces amigos, fotógrafos que admiras y darte cuenta de que le están gritando a los cubanos que levanten los brazos, que hagan el signo de la victoria mirando aquí y ahora que se den la mano....etc. Ahí y en tantas ocasiones.



Siguiendo con la búsqueda de la fina línea entre lo admisible y lo inaceptable me preguntaba qué se debe hacer cuando tienes una foto en la que no has intervenido pero que sí ha provocado el compañero de al lado. Sin salir del mismo escenario, las fotos de Morenatti para la agencia AP que han sido portada en El País e interior grande en El Mundo son un saludo al lateral de la mesa pedido por varios de los fotógrafos que se encontraban en esa habitación. Es decir, las fotos de todos se han hecho según la intervención de algunos. Y ahí es donde chirría un poco el tema. Aunque habría sido preferible fotografiarles haciendo lo que quisieran hacer por iniciativa propia no ha quedado más remedio que registrar lo que ha ocurrido, aunque haya sido provocado por otros. Por eso quizá vaya siendo hora de pedirle a algunos compañeros que dejen de intervenir, que todavía hay quien quiere mirar, callar y hacer fotos, que el fotoperiodismo es inversamente proporcional al photocall, que tenemos miedo de que esa actitud para conseguir la foto fácil se nos pegue, que antes que la palmadita de nuestro jefe está el respeto a la historia que pretendemos mostrar.

Ahora salgamos a defender nuestra dignidad frente a los abusos policiales o laborales mientras pisoteamos nuestras propias reglas, esas que deberían ser el cimiento de nuestra profesión.

24 mayo 2010

One Goal

FOTOS ©GUILLERMO SANZ

En 2001 varios jóvenes amputados, víctimas de un terrible método para expandir el terror en la guerra civil de Sierra Leona, se empezaron a organizar para jugar al fútbol en un campo de refugiados de Freetown. Poco a poco se convirtieron en un movimiento organizado que convirtió a los jugadores en activistas por la paz y que cambió sus propias vidas.


Estos días varios de esos jugadores están en España para mostrar su realidad y por supuesto sus habilidades deportivas.




El documentalista Sergi Agustí coordina el proyecto tras haber mostrado la actividad de estos jóvenes en el corto documental One Goal con fotos de Pep Bonet.

18 mayo 2010

FotoCAM 2010

A iniciativa de la Vicepresidencia Primera y Portavocía del Gobierno regional la Comunidad de Madrid convoca la tercera edición del premio de fotografía periodística FotoCAM.

El plazo de presentación de los trabajos comienza hoy, y estará abierto hasta el próximo 11 de junio. El premio único se otorgará a la fotografía ganadora y consiste en 20.000 euros. Los trabajos se presentarán en las oficinas del registro de la Comunidad de Madrid.

Bases

Hace dos días comentábamos unos pocos que este año no lo hacían ni de coña.